Los nuevos caminos tienen rostro femenino

Se van dando pasos, los nuevos caminos se van construyendo, es tiempo de esperanza, tiempo de Dios, que también tiene rostro femenino y que a través de las mujeres nos está diciendo que cambiemos y que hagamos realidad una Iglesia más acorde. Leer nota…

Sigue leyendo